Especilistas en tu corazón Grupo Cardiológico

  • Info@pulsac.com
  • Consulta On-line

Relación entre el coronavirus y las enfermedades cardíacas

De COVID-19 hemos aprendido sobre el daño pulmonar, pero en las últimas semanas, algunos estudios han comenzado a destacar la relación entre la infección y las enfermedades cardíacas. Aún no está claro cómo afecta el nuevo coronavirus a la salud del corazón, pero entre las “afecciones pasadas” que aumentan el riesgo de complicaciones graves de la enfermedad, las cardiovasculares parecen estar en primera línea.

Relación bidireccional

Según el Colegio Americano de Cardiología, “se ha informado de la existencia de lesiones cardíacas agudas, arritmias, hipotensión, taquicardia y una alta proporción de enfermedades cardíacas concomitantes en personas infectadas, especialmente las que requieren cuidados intensivos”. Un estudio observacional de 416 pacientes con una nueva infección por coronavirus en Wuhan (China) parece sugerir que las lesiones cardíacas son una afección bastante recurrente en los pacientes hospitalizados con síntomas evidentes, y que están asociadas a un mayor riesgo de mortalidad intrahospitalaria. Según otro estudio publicado en marzo sobre The Lancet y realizado siempre en Wuhan, aunque no todos los pacientes graves con COVID-19 informaron de daños cardíacos, surgieron rastros de lesiones cardíacas en el 59% de los que murieron (y sólo el 1% de los que se curaron).

Sinergia vital

Todos los términos de esta correlación tendrán que ser aclarados, pero una certeza es que el corazón y los pulmones trabajan en estrecha conexión (sólo hay que calmar la respiración para sentir un latido lento, y acelerar la inhalación para sentir el corazón aumentando su ritmo). Si el corazón ya está débil y luchando por bombear sangre oxigenada al resto del cuerpo, una infección de las vías de las zonas profundas, con relativa dificultad para oxigenar la sangre, es un estrés adicional en un cuadro ya complejo. En esto, el coronavirus SARS-CoV-2 no es ciertamente exclusivo. Se sabe que los pacientes con gripe tienen un mayor riesgo de sufrir ataques cardíacos y enfermedades cardiovasculares.

Según un estudio de 2018 publicado en el New England Journal of Medicine en los siete días siguientes al diagnóstico de gripe es seis veces más probable que tenga un ataque al corazón. La combinación de las dos infecciones también podría exacerbar la carga de trabajo del corazón: en un estudio preliminar de pacientes en el epicentro de la epidemia en China, el 4% de los casos confirmados de COVID-19 también tenían otra enfermedad viral al mismo tiempo (en la mayoría de los casos, la gripe) porque un organismo que ya está luchando contra una enfermedad es más vulnerable a otras enfermedades.

Vía: Quo #Ciencia #cardiologia #grupocardiologico #corazon #drpedrochinchurreta #drdanielgaitan #cardiologiamalaga #cardio #chequeoscardiologos

Conoce todo lo que
podemos hacer por tí